Vogue firman un acuerdo con Google para crear contenido exclusivo para su versión digital

VogueSeptemberIssue_Holding_sized

La relación casi personal entre una celebridad y el usuario de una web parece haberse convertido en el siguiente gran paso para ganar audiencia. Y la versión americana de la revista tiene claro que su mejor compañero de viaje en esta nueva aventura es Google. Su alianza marcará un claro avance en el modelo de negocio digital de Condé Nast, grupo propietario de Vogue.

Está claro que, aunque convivan bajo el mismo paraguas corporativo, edificio y grupo editorial, la idea de que una web consiga crear, implementar, guionizar y canalizar un contenido exclusivo para sus usuarios es una realidad más que evidente en el mundo de la comunicación. Con motivo de su 1265 aniversario, no parece que la versión americana de Vogue se haya dormido en los éxitos de antaño, ya que www.vogue.com comienza a tener una identidad tan fuerte y propia como su versión en papel.

La idea de generar vídeos en 360, como el que se diseñó con motivo de la Met Gala y que, como publica hoy Business of Fashion, fue un gran éxito de audiencia para www.vogue.com, es un objetivo que desde hoy ya está sucediendo con una visita virtual en el armario de la modelo Kendall Jenner, algo que proporciona una experiencia casi exclusiva (en el sentido emocional) para quien vive la posibilidad de interactuar con la modelo, o como en el vídeo que se compartió hace menos de 48 horas, acceder a la casa de Cindy Crawford en Malibú.

Esta familiaridad con determinadas estrellas parece haberse convertido en una importante vía de negocio, tanto para quien la protagoniza como para quien la implementa, por lo que es obvio que, como se observa al final del vídeo con Cindy Crawford, la marca Pepsi podría haber sido la gran patrocinadora de una producción muy costosa por la calidad de la misma, u Omega, la firma de relojes de la que es imagen la supermodelo y que no se desprende de un modelo en su muñeca durante toda la emisión del vídeo.

Como apunta hoy en BOF la directora digital de Vogue, Anna-Lisa Yabsley, “es nuestra audiencia la que viene a Vogue para conocer lo que llegará, por lo que es una gran oportunidad para mostrarle lo que desean de una forma muy sofisticada, moderna y, tecnológicamente hablando, impecable”. Además, la posibilidad de grabar vídeos en 360 con una cámara tridimensional Yi Halo, consigue una interacción casi real: “Hay una oportunidad cuando se está haciendo este formato porque permite guionizar, editar y componer un vídeo de 3 minutos que ha supuesto muchas horas de trabajo, algo que regala un tiempo imprescindible para que los protagonistas logren relajarse y sentirse realmente cómodos”, aclara Yabsley.

0 I like it
0 I don't like it

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *