El canal de televisión americano Bravo anuncia una serie sobre la complicada relación entre las editoras Anna Wintour y Tina Brown

anna_wintour_and_tina_brown_-split-h_2017

Parece que mañana podría confirmarse en Nueva York este rumor acerca del inicio del rodaje sobre la relación que ambas mujeres mantuvieron desde sus posiciones de poder, una en Vogue -revista en la que continúa- y otra en Vanity Fair, cabecera que abandonó para dirigir el malogrado proyecto Talk y que actualmente es colaboradora de varios medios y autora de una biografía de la Diana de Gales.

Escalar poder en el mundo editorial podría parecer un cuento de hadas en un país como España, pero en Estados Unidos, donde residen las centrales de los grandes grupos de comunicación del mundo se trata de una auténtica carrera de obstáculos. Así, al menos, lo definían hoy varios medios digitales que se hacían eco de la serie que comenzará a rodarse acerca de la relación de amistad y odio, a partes iguales, entre Anna Wintour y Tina Brown, dos de los nombres que han marcado el periodismo que se ha basado en la moda, la cultura y las celebridades. Ambas mujeres siempre han recocido por separado que su lucha por alcanzar puestos de responsabilidad en una industria dominada por hombres ha sido crucial para convertirlas en profesionales fuertes y con un carácter a prueba de bombas nucleares, pero la realidad de ambas es su brillante visión sobre hacia dónde avanzaba el mundo de las publicaciones. Mientras que Anna Wintour se ha convertido en una persona tremendamente mediática, Tina Brown, que dirigió Vanity Fair en sus años más gloriosos, siempre supo manejar hilos políticos y empresariales mejor que la actual directora de Vogue, quien, por su parte, demostró tener mejor inteligencia emocional que Brown. Wintour continúa en la editorial Condé Nast, y cada día con más poder, pero la segunda se mantiene como colaboradora en prestigiosos medios después de su paso por The New Yorker y firmar las memorias de Diana de Gales, de quien siempre fue muy amiga.

Anna Wintour y Tina Brown en una fiesta en Nueva York en 1989. Foto: DR

La serie, que se llamará Todo lo que brilla (o algo similar) será toda una oportunidad para analizar la esencia de este tipo de periodismo, a la vez que los momentos previos al inicio de su rodaje dará mucho juego para hacer loterías acerca de qué actrices interpretarán a cada una de las periodistas, sobre todo, por el consiguiente riesgo que podría suponer para la que acepte el reto de ser vetada por Wintour o por Brown. Muchos medios americanos, como The Hollywood Report, afirmaban hoy que sería la oportunidad idónea para que Meryl Streep participara en una serie televisiva si accediera a ser Anna Wintour, pero nadie descarta ninguna posibilidad. Lo seguro es que la relación entre ambas mujeres y la forma de narrarla en dicha serie será un argumento muy interesante para valorar la evolución de un cierto sector de la prensa y su influencia en la opinión pública.

 

 

0 I like it
0 I don't like it

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *